CRUCES ENTRE POLEAS BAJAS
 

 

EJECUCIÓN

Sitúate equidistante a dos poleas bajas y agarra en cada mano un maneral empleando un agarre supino y doblando los codos ligeramente.
Con los pies juntos o uno algo más adelantado para estabilizarte, dobla ligeramente las rodillas e inclínate hacia delante aproximadamente 10 a 20 grados.
Toma aire a medida que llevas los brazos hacia delante y ligeramente hacia arriba, hasta que las manos se encuentren frente a los abdominales.
Mantén un instante la posición, expulsa el aire y regresa a la posición de partida.
La tensión constante de las poleas permite trabajar a tope la zona interna del pecho. Cruza las manos para añadir un intervalo mayor de recorrido.

CONSEJOS Y ERRORES MÁS COMUNES:
El torso debe permanecer estático de manera que el ángulos en las articulaciones de los hombros siga siendo igual.
Los brazos deben estar casi estirados con los codos doblados muy ligeramente. Si los brazos están totalmente extendidos, los codos sufren de gran tensión.

Cuando más tires hacia dentro y hacia arriba, más desarrollarás la parte interna del pectoral. Para trabajar a tope la parte interna del pecho probad a levantar las manos hacia arriba unos centímetros después de haberlas juntado.

Haz este ejercicio al final del entrenamiento de pecho. Precédelo de ejercicios de press. Puedes sustituirlo por apertura en máquina contractora, cruces entre poleas altas o aperturas inclinadas con mancuernas.

CUIDA TU ESPALDA

Aprieta los abdominales durante la ejecución del ejercicio.
Adelanta un pierna.

MÚSCULOS A DESARROLLAR:

Pectoral mayor y menor, coracobraquial, deltoide anterior, serrato anterior.